No tiene que ser de noche para alcanzar las estrellas, están siempre ahí, esperando ser tocadas.

jueves, 19 de febrero de 2015

El Consejo de Sabias y cia


Queridos lectores, 

Como sabéis, si leisteis ayer, tenemos una lectora anónima (puedes decirme tu nombre, si quieres, que tanto decir anónima queda raro) que no tiene claro lo que quiere hacer. Ayer y muchos días de la vida de este blog, he hablado de la medicina desde mi punto de vista sesgado por mi opinión. Y hoy he pensado que, para decidirse de verdad, uno necesita más opiniones. 

Así que, he reunido al Consejo de Sabias, también conocidas como mis chicas (y un par de chicos que se han colado cuando han escuchado mi idea). Queridos todos, me llena de orgullo y satisfacción presentaros hoy en este blog a mis grandes amigas que han hecho un hueco en sus apretadas clases, escribiendo en los descansos  o en medio de una hora aburrida para daros su opinión. 

Antes que nada, aclarar que estas son otras historias subjetivas, les he pedido que den su opinión, pero no perdáis de vista que lo que cada uno piensa depende de cómo es. Bueno, leedlo, y al final lo comentamos.

Especialmente, para todos aquellos que DUDAN sobre la MEDICINA (¡qué emoción!)

LIV:


Hola. Decidí estudiar medicina en el último momento, aunque era lo que me gustaba desde pequeña pero no me veía capaz por la responsabilidad. La materia es super interesante y bonita y, es una profesión dinámica, de aprendizaje continuo tanto académico como personal y gratificante. Estudiando medicina sí que se puede tener vida social: amigos, novio y hacer deporte, con respecto a la música es complicado seguir formándote igual que antes, pero sí que se puede mantener lo que has aprendido e ir avanzando poco a poco en mi caso, con una hora a la semana. 

EIRE:



¡Hola! Sinceramente, yo tenía tantas o más dudas que tú, no decidí medicina hasta que tuve que hacer la prematricula, pero estando ahora en cuarto no me arrepiento a pesar de no haber tenido vocación desde pequeña. En primer lugar, no te quedas sin vida social y tampoco tienes que dejar de hacer deporte, yo hago más ahora que en bachiller. Todo depende de lo bien que organices tu tiempo, aunque un poco de sacrificio sí que requiere. Si realmente tienes interés, es una carrera muy bonita e interesante, que puede hacer que te sientas realizada ayudando a los demás. Por otra parte, sí que es cierto que en enfermería hay más trato con los pacientes y es menos sacrificio estudiarla. Lo importante es que te guste la carrera, que no la cojas porque alguien te lo diga o esté bien considerada, y sobre todo, no tengas miedo de equivocarte, mucha gente empieza una carrera y luego se cambia porque no era lo que esperaba. Espero haberte sido de ayuda :)

ADA:

¿Que por qué me metí a Medicina? Mi decisión fue bastante sencilla, y me siento afortunada por ello. Se podría decir, de hecho, que antes siquiera de tener memoria ya sabía que mi vocación era ésta. Con tres años apenas, mis familiares me hacían aquella mítica pregunta "Y tú, ¿qué quieres ser de mayor?" y yo ya respondía que quería ser médica (sí, médica, en femenino, que está admitido por la RAE, y creo que hay que hablar con propiedad aunque la tradición nos impulse a referirnos en términos masculinos). Sí que es cierto que durante mis años de primaria y secundaria coqueteé con otras ideas (filología inglesa, trabajar en un laboratorio de microbiología... ¡microbiología! quién lo diría) pero era sólo porque temía no ser capaz de llegar a conseguir mi propósito. Cuando llegó la hora de la verdad, decidí que mi meta era, y siempre había sido, convertirme en la mejor médica que pudiera llegar a ser, por y para mis futuros pacientes, y que no iba a estudiar ninguna otra carrera que no fuera la de Galeno. Y ahora, tras cuatro años de carrera, que pudiera parecer mucho pero se pasan volando, puedo enorgullecerme de decir que tomé la decisión correcta. Cada día me gusta más lo que hago, y voy descubriendo nuevos campos de posibilidades que se abren ante mí a medida que aprendo tanto de catedráticos como de adjuntos, residentes y, sobre todo, pacientes. La investigación me llama.

Como ves, cuando algo te gusta, no importa las horas que le tengas que dedicar (que son muchas) o las veces que tengas que recurrir al "no puedo, tengo que estudiar" cuando tus amigos te dicen de quedar. La vocación, o al menos es así en mi caso, estará siempre ahí para hacértelo más llevadero y hacerte sentir bien al ver tu deber cumplido. A estas alturas, debes ya poder ver cuál es mi posición ante el dilema de si estudiar medicina o decantarse por otra carrera: en realidad es sencillo. Si es lo que te gusta, si es tu vocación, si te apasiona la naturaleza humana, ve por ello. No te arrepentirás. Ahora bien, de no ser así, mejor busca otra alternativa (meterse en una carrera de esta envergadura porque "has sacado nota alta en Selectividad", por poner un ejemplo, a mi juicio es un error). No te voy a decir qué deberías hacer. Al final, la que mejor sabe qué es lo que te gusta, y la que mejor se conoce a sí misma (capacidad de sacrificio, gustos, expectativas...) eres tú, y sé que si lo meditas con detenimiento encontrarás tu respuesta. Ánimo en tu busca.

SADEE:


Hola! Yo no supe muy bien qué quería estudiar hasta el momento de rellenar la hoja de preinscripción después de selectividad. Y aún entonces creo que no lo tenía del todo claro…
Siempre se me había dado todo (menos plástica) bien, y tenía buena nota como para poder elegir lo que quisiera. Me gustaba traducción e interpretación, magisterio, inef, fisioterapia,filología inglesa… y medicina.
Me dije a mi misma que cualquiera de esas carreras sería capaz de hacerla, pero si tenía que elegir por dónde empezar, sería medicina, porque seguro que si empezaba otra distinta nunca llegaría a hacer medicina después, pero al contrario si lo veía más factible. Así que una vez decidido eso, resulta que la nota subió ese año, a mi me salió fatal el examen de mates (saqué un 4!) y me quede en lista de espera muy lejos de poder entrar. Me matriculé en fisioterapia y repetí la fase general de selectividad en septiembre, para subir la nota. Hice el primer curso de fisio, y la verdad es que me gustó mucho. Gente muy maja, asignaturas interesantes y bastante fácil en cuanto a dificultad. Requería más o menos el mismo estudio que en bachiller, lo cual daba una buena calidad de vida.
Sin embargo, conforme se iba acercando final de curso, tenía que tomar la decisión de si seguir en fisio o intentar entrar en medicina con la nota de septiembre, que tenía bastantes posibilidades.
Después de mucho pensarlo, decidí darle una oportunidad, porque era ahora o nunca, antes de que me caducaran las notas de la fase específica. Me dije que si entraba genial, y si no, pues acabaría fisioterapia.
Tras unas cuantas peripecias, logré entrar en medicina, y de eso ya han pasado 4 años. Me alegro mucho de haberme arriesgado a probar. Estoy segura de que me habría gustado mucho la carrera de fisio (aún no he descartado la idea de acabarla en algún momento…) pero creo que la medicina me llena más. Es duro, una carrera de fondo, nada de sprints porque entonces te quemas en seguida. Pero también es muy reconfortante y gratificante. Para mi el mejor sentimiento es cuando estoy en el hospital, me pongo la bata blanca con mi identificación y puedo hacer “casi lo que quiera”. Hablar con los pacientes, visitarlos en las habitaciones, pasearme por allí. Me encanta cuando estoy en una consulta y los pacientes vienen cargados de regalos y de palabras de aprecio para el médico e intento ser una esponja y absorber todas esas buenas cualidades que me gustaría tener en un futuro bastante cercano. Los meses duros son 4-5 al año. El resto no se vive mal del todo, aunque comparado con otras carreras es bastante más sacrificada, pero merece la pena si de verdad te gusta.
Si no tienes claro qué carrera de la rama sanitaria te gusta más, te recomendaría que buscaras algún enfermero, fisioterapeuta, podólogo, odontólogo y médico de más o menos confianza y te pasaras una tarde con ellos para ver de qué va el día a día de su profesión y así poder hacerte un poco a la idea.
De todas formas, como ya te ha dicho Laura, todos vamos con la idea de que en medicina lo difícil es entrar y luego es más fácil. Aunque la segunda parte de la frase no es cierta, la primera es verdad. Si te decides por medicina, tienes que pegar un gran apretón en lo que te queda de curso y selectivo para tener más de un 9,3 (o 12,5) de media si quieres ir con tranquilidad. Si consigues entrar, con más o menos dificultad conseguirás acabarla, eso seguro. Pero sólo haz el esfuerzo si estás convencida de que es lo que más te gusta, porque si no es una gran carga muy pesada y puede hacerte sentir infeliz y tener ganas de dejarlo cada vez que se acerca el periodo de exámenes.
En fin, me he enrollado un poco pero espero haberte servido de algo. Mucho ánimo con lo que queda de curso!

ADELE:

Hola. Yo soy enfermera y decidí continuar estudiando Medicina. Mi motivación.., porque me gusta hacerme preguntas y resolver enigmas. Creo que la decisión de estudiar enfermería o medicina debe ser coherente con tu personalidad, tu proyecto de vida general, tus prioridades, tu capacidad de sacrificio. Por tu mensaje te diría que estudiaras enfermería. Parece que es lo que más encaja contigo, pero piensa que si terminas enfermería y sigues queriendo más, siempre puedes continuar estudiando Medicina. Eres joven y la vida da muchas oportunidades. Te lo digo yo, que tengo 36. ;)

KIM:


Buenas !! Bueno, yo también soy de las que se decidió por medicina en los años de bachillerato, y de hecho, de pequeña lo último que quería ser es médico (mi madre es enfermera y trabajaba de noches, y de pequeña, eso me parecía un sacrilegio). Pero viendo ciertas series médicas (como House, que aunque no es lo más realista, te enseña una parte "emocionante" de diagnosticar y ver como consigues que alguien sobreviva), me di cuenta que era una carrera que podía aportarme algo. 
Por otro lado, desde siempre me he interesado por todas las cosas que pasan por dentro de nuestro cuerpo, por la biología, químicas, matemáticas y un largo etc  que podría definirse por el "por qué" de todo... así que una carrera como medicina, podía rellenar perfectamente ese vacío de conocimiento y esa curiosidad que creia imparable. Si a eso le añades que una de las cosas que más odio del mundo mundial es sentirme impotente cuando alguien tiene un problema de salud al no poder ayudarle por no tener conocimientos, no me cabían más posibilidades que estudiar algo relacionado con la salud, es decir, a grosso modo, medicina o enfermería.

Ahí los motivos de elegir la carrera, luego está el tema de no perder tu vida. Yo personalmente, ahora mismo tengo novio (desde 2º bachiller) , salgo (no tanto como las demás, porque soy más casera) ,  entreno unas 9 h a la semana (hago karate, kick boxing, crossfit y cosas varias) y me inflo a ver la tele. Con esto quiero decir, que puedes seguir con tus vicios perfectamente, aunque no te digo que en ocasiones no te estreses, de hecho, el primer y segundo año yo lo pase fatal porque no sabia cómo llevarlo todo al día. Pero cuando coges el truco al asunto, y te adaptas, eres perfectamente capaz de llevarlo todo. 

Eres inteligente y puedes hacerlo si es lo que de verdad quieres. No te garantizo que sea pasar por una alfombra roja, muchas veces será duro, pero se puede hacer. 
Luego, tienes la enfermería, que es muy bonita y te puede aportar estos sentimientos con menos horas de estudio y menos datos en la cabeza, además de tener capacidades prácticas que muchos médicos no tienen. 

Dejo de enrollarme, como consejo general es que: elige lo que de VERDAD te gusta, porque no será tan duro luchar por ello, sea lo que sea y cueste lo que cueste, porque cuando quieres algo, puedes hacerlo. Solo tenemos una vida y no hay tiempo de perderla en cosas que no nos gustan. :)


RON: (novio de Kim), os pongo este testimonio para que tengáis todas las versiones posibles :D

Resultado de imagen de ron imparable

Cuando alguien te pregunta a qué se dedica tu novia y resulta que es estudiante de medicina lo más normal es que te pregunten cómo puede ser eso, si se pasa mal, si nos vemos poco… Como suelen decir, todo depende del punto de vista desde el que se mire. La mayoría de personas lo ven desde un punto catastrofista y puede que tengan razón… no es nada fácil echar de menos a la persona que quieres.  
No obstante, es bonito. Es bonito porque aprendes a respetar el espacio de tu chica, conoces las necesidades y esto no es nada catastrófico… A veces te sientes sólo, pero no eres tú solo. Echas de menos y echar de menos no es malo… más bien lo sería el contrario. Te das cuenta de que con el tiempo te vuelves más responsable (os lo puedo asegurar), y tu capacidad para planificar los momentos se vuelve más sofisticada.  
A veces es duro, te sientes sólo, pero es entonces cuando piensas que si alguien es capaz de luchar tanto por un sueño y sigue contando contigo, es por algo y que será capaz de llegar al fin del mundo contigo.  

ANASTASIO:

La verdad es que ambas carreras me parecen igual de bonitas y de interesantes pues tienen trato y obligaciones con el paciente, aunque des de puntos de vista distintos. Como todos es normal tener dudas sobre el futuro, pues tomamos decisión a una edad muy temprana que implican, si sale bien, toda una vida. Por eso, en los momentos donde tenía dudas, recuerdo unas palabras que me dijo un profesor sobre la elección de la carrera:"Debéis elegir la profesión que os guste, porque 40 años desempeñando una función que no os gusta, pueden ser muy duros". Por tanto, esta es la idea que te quiero transmitir; imagínate en qué profesión quieres trabajar el resto de tu vida y seguramente, encontrarás la respuesta.

Es verdad que estas palabras pueden ser duras pero tienes que ser consciente de que cualquier carrera, incluso las que parecen más sencillas, tienen su complicación e incluso más si estudias medicina. No pretendo asustarte cómo podrá pensar la gente, pero considero que debo ser totalmente sincero para poder ayudarte. Es cierto que tendrás que estudiar, dedicarle horas e incluso rechazar algunos planes porque tienes que estudiar, como ha dicho Ada; pero no quiero que pienses que cuando acabes la carrera tendrás más tiempo, porque entonces empezarás con las guardias, los congresos... que ocuparán más tiempo. Por eso, otra idea que quiero transmitirte es que deberías informarte también sobre la vida laboral que llevarás una vez acabes tus estudios de grado. Aunque dicho esto, como ha dicho Eire, tiempo hay para hacer muchas otras cosas si sabes cómo organizarte.

Dicho todo esto, la verdad que parece que sólo sean hable de la carrera en un sentido algo negativo: nada más lejos de la realidad ya que en muchas ocasiones cuando ves un paciente agradecido por tu ayuda, sabes que trabajas con un área de lo más importante del ser humano: su salud, su bienestar y, aunque ahora no lo creas, la de sus familiares. Por esos momentos, te aseguro que vale la pena dedicarle hasta el último minuto.

Espero ayudarte y que te tengas mucha suerte en tu elección :)

***

Bien, y ya soy yo otra vez: 

(Me daba envidia que todos tuvieran imagen menos yo)

Espero que toda esta exhaustiva búsqueda de perspectivas le haya servido a alguien. Como ves, yo pinté ayer la carrera de medicina como algo muy asfixiante y estresante (porque para mí lo es, no porque te quisiera asustar) y hoy me han dicho que soy una exagerada (en verdad, soy una incomprendida -.-'). ¿Y cómo se puede llegar a una conclusión que no se deje llevar por los sesgos y subjetividades? Teniendo muchas muestras para estudiar o, lo que es lo mismo, muchos testimonio para comparar. 

Ahora, después de haber leído todo esto, yo te diría que olvides la mitad. Con 18 años pensamos que somos mayores, que somos maduros, pero lo cierto es que nos queda mucho por aprender. Eres diferente de cómo serás dentro de unos años y, en parte, cómo seas en ese tiempo futuro depende de lo que elijas ahora, las carreras te moldean quieras o no. Es difícil conocerse a los 18, la idea que yo tenía en ese momento de mí misma, de cómo era y de cómo podría ser feliz era muy distinta a la que tengo ahora. Pero eso está bien porque los seres humanos evolucionamos y maduramos y eso demuestra que somos humanos. 

Ahora sabes que la medicina es difícil, sí, pero se puede estudiar sin dejar de vivir, sin dejar de lado a tu novio, ni a tus amigos o a tus otras actividades, si te sabes organizar. Puede ser interesante si te gusta la ciencia, la biología, la fisiología y te gusta hacer diagnósticos diferenciales como House. Y puede ser bonita y llenarte si lo haces porque te gusta y ayudas a gente. Al igual que la enfermería. 

Elegir depende de ti y solo de ti. Solo te digo que eres joven, no tengas miedo a equivocarte. Elijas lo que elijas, siempre puedes volver a atrás. Si te metes en algo y en primero no te gusta, no te sientas mal, errar es humano. Puedes volver a elegir. Nunca es tarde si la dicha es buena. Solo tenemos una vida, es verdad, pero con suerte viviremos muchos años y en esos años nos equivocaremos muchas veces, acertaremos otras tantas y tienes tiempo de aprender a conocerte y de encontrar tu lugar en el mundo. 

Pero eso sí, has leídos perspectivas de gente a la que siempre le ha encantado la medicina, otras que la eligieron al azar pero acertaron y les ha acabado gustando y luego estoy yo. Elegí esta carrera por varios motivos, pero no puedo decir que la adorase, que me encantase o que me haya llegado a apasionar. Queridas anóminas/os del mundo que no sepáis que estudiar, cuando hablamos de "gustar" la medicina, "gustar" no vale. Tiene que apasionarte, tiene que intrigarte, tiene que engancharte como un buen libro porque, si no es así, sí veréis cosas que os gusten, habrá días buenos, conoceréis a grandes personas, pero el sacrificio será demasiado. Demasiado frustrante, demasiado asfixiante. No quiero quitarle a nadie la idea de que haga medicina si le gusta, pero si puedo evitar que otras personas como yo que la eligen porque sí, comentan ese error me daré por satisfecha. No la escojas porque a la sociedad le guste, no le debes nada a la sociedad. Sé egoísta y mira por ti misma. ¿Cómo eres? ¿Qué te gusta? ¿Qué te apasiona hasta el punto de que podrías pasar horas con ellos casi sin acordarte ni de comer? ¿Qué te hace sonreír? ¿Qué te hace olvidar el resto del mundo? Encuentra esa cosa que te hace sentir especial, da igual lo que sea, medicina, enfermería, química, historia... y no la sueltes nunca. 

Ahora, concéntrate, sigue pensando en qué te gusta, en qué te haría feliz, no dudes en preguntarme lo que quieras, pero sobre todo céntrate en estudiar, en hacerlo lo mejor que puedas en el selectivo y en clase. ¡Y mucha suerte! :)

Para acabar ya esta entrada (que sé que me ha quedado larguísima pero espero que haya valido la pena) dar un gran GRACIAS a la lectora anónima (en serio, sería mejor un nombre aunque sea falso xD) por leer, comentar y darme la idea de hacer esta entrada. Me ha gustado mucho tener diferentes versiones y que mis amigas pudieran colaborar en mi blog. Gracias también a todos los que habéis participado en el intento de ilustrar a futuras generaciones, esperemos que el Universo nos lo pague con hermosos aprobados ;)

PD: obviamente todas somos iguales a las actrices que he usado para ilustrarnos xD

4 comentarios:

  1. Qué entrada más bonita, Laura. Esta y la anterior.
    Te quería decir que te leo siempre, aunque muchas veces no comente. No lo hago porque, cuando cuentas tus sentimientos, me parece que escribir algo sería una falta de respeto. Como invadir tu espacio.

    Creo que tu preocupación por resolver las dudas de tu lectora anónima es muy... No sé si la palabra es tierna. Desde luego es humana. Y te honra.
    No te conozco personalmente y no sé si la carrera te asqueará lo suficiente como para abandonarla en los próximos años pero, si llegas a pediatra, creo que serás muy buena médica. Hace falta mucha más gente humana que vea a los pacientes como personas.
    Tengo mucho que aprender de ti en ese aspecto.
    Un abrazo :)
    P.D La entrada más emocional que he publicado en el blog es una titulada: "A veces hay que rendirse", sobre lo que sentí con uno de mis mayores fracasos personales hasta la fecha. Si quieres búscala y léela; por cosas como esa te digo que te entiendo cuando cuentas que te sientes realmente mal.
    Un beso :)

    ResponderEliminar
  2. Hola de nuevo, no se qué añadir. La verdad es que no me esperaba una entrada así, dedicada a mí y que encima te haya inspirado.
    En primer lugar, me habeis emocionado, leyendo cada comentario se me saltan las lágrimas. No os conozo ni puedo poneros rostro pero os juro que cada palabra que hay escrita escucho vuestra voz y encima el simple hecho de tener un poco de tiempo para otras personas, como yo, me reafirma que sereis todos unos grandes medicos y medicas. Me he quedado sin palabras (cosa muy difícil, por cierto) y veo en vosotros un gran orgullo no por ser medic@s, sino por ser BUENAS PERSONAS. Os admiro muchísimo porque así me gustaría ser yo en un par de años, sintiendome realizada pese a los años de estudio (en medicina) o en las condiciones laborables (aplicables en todo trabajo).
    Cada opinión vuestra vale muchísimo, espero que gente como yo, que ahora estamos indecisos pueda leeros y poder hacerse una idea de lo que este cambio supone. Yo estos días he estado un poco liada y pido perdón por mi tardanza, me he propuesto estar más centrada y dejo más de banda el ordenador y el mobil. Quiero que quiere absolutamente claro que me ha ilsuionado y sorprendido una entrada así, tan larga y tan emotiva.
    En segundo lugar, quiero darte las gracias personalmente a Laura (la autora del blog) que te deseo lo mejor siempre, aunque se te haga duro. No sabes lo que significa para mí que hayas reunido a tus amigos y les comentases mi caso. Eso dice mucho de tí: ese "poder" de ayudar a los demás con todo lo que tienes a mano. Yo poco sé de la medicina pero si nunca pierdes este "poder" y sobre todo, como tu dices, la empatía serás una gran doctora ( y espero/deseo que pediatra como tu quieres :) ).
    Quizás te parezca que no es nada esta entrada ( y las demás) pero ayudan una barbaridad. Es una pasada el interés que has tenido para encontrar unos minutos para mí aún estando ocupada con tu cosas y los estudios. De verdad, aprecio y tengo en cuenta esto.
    Finalmente, quiero comunicaros que cada opinión me ha gustado mucho, por ahora, voy a centrarme bien hacer el mejor trimestre que pueda y el máximo potnecial de mi en el selectivo. Después, con más calma, voy a volver a leer ( y releer, me encanta releer comentarios) vuestras opiniones y entonces creo que sí sabré qué decidir. Se me hace difícil porque es una decisión decisiva (qué redundante!) y tengo que conocerme bien a mi misma para saber escoger aquello que me gusta de aquello que no me gusta tanto pero a los demás sí. A ver si soy capaz de hacerlo bien:))!! Y sinó simpre me queda volver a preguntar (;!!
    PD: Me encanta los temas que tratas como escritora, me entretienen mucho, y quería recordarte que aunque estés ocupada simpre podrás llegar a ser una gran escritora. Ah! Me olvidaba mi nombre es Sandra, aunque prefiero Cassy o Sandy, y también quería darle mi apoyo a Iratxe que creo que su blog es muy medico y me gusta mucho la reinvención que quiere hacer. Ante todo cada una tiene que ser como es y no como los demás quieren que seamos, así que os animo a ambas a escribir con sinceridad, que seguro que vereis que aquellos que de verdad os quieren y os apoyan estaran a vuestro lado!!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Querida Cassy (ha sido la opción que más me ha gustado)

      Gracias por tu comentario, lo primero que he hecho al ver que tenía un mensaje tuyo ha sido ir corriendo al cuarto de Anastasio (compartimos piso) y leérselo, luego se lo he dicho a todas las demás. Así que han recibido tus gracias de todas, todas ^^

      Sé que se supone que te he ayudado yo a ti, o eso dices, pero tus comentarios y participación y la emoción de poder a ayudar a alguien en directo con mis amigas, también me ha ayudado a mí a alegrarme y, bueno, me ha hecho mucha ilusión :)

      Así que gracias y mucha suerte!!

      Espero saber algún día qué es de ti. Como planeo tener el blog hasta más de junio puedes decirnos qué haces al final y el selectivo. Ahora todos te hemos cogido cariño porque he implicado a todos jaja, eres famosa como "Sandra, antes conocida como la chica anónima". Pero en fin, que todos te deseamos lo mejor y nos hará ilusión saber qué es de ti y cómo te va (una indirecta para que no te olvides de decírnoslo) :)

      Muchos besos

      Eliminar
    2. Querida Cassy (ha sido la opción que más me ha gustado)

      Gracias por tu comentario, lo primero que he hecho al ver que tenía un mensaje tuyo ha sido ir corriendo al cuarto de Anastasio (compartimos piso) y leérselo, luego se lo he dicho a todas las demás. Así que han recibido tus gracias de todas, todas ^^

      Sé que se supone que te he ayudado yo a ti, o eso dices, pero tus comentarios y participación y la emoción de poder a ayudar a alguien en directo con mis amigas, también me ha ayudado a mí a alegrarme y, bueno, me ha hecho mucha ilusión :)

      Así que gracias y mucha suerte!!

      Espero saber algún día qué es de ti. Como planeo tener el blog hasta más de junio puedes decirnos qué haces al final y el selectivo. Ahora todos te hemos cogido cariño porque he implicado a todos jaja, eres famosa como "Sandra, antes conocida como la chica anónima". Pero en fin, que todos te deseamos lo mejor y nos hará ilusión saber qué es de ti y cómo te va (una indirecta para que no te olvides de decírnoslo) :)

      Muchos besos

      Eliminar