No tiene que ser de noche para alcanzar las estrellas, están siempre ahí, esperando ser tocadas.

viernes, 3 de marzo de 2017

Día de biblioteca

Queridos lectores, 

La entrada anterior fue la entrada 300 y yo sin enterarme, hasta ahora, claro. Pues felices 300 atrasados xD.

No, no pondré una imagen de la película de 300 solo porque sea la entrada 300...y sé que estáis insistiendo mentalmente porque queréis ver al actor (¿Gerald Butler era?) en calzoncillos de cuero y pecho lobo al aire, lo sé, lo noto, puedo sentir vuestras voces en mi mente y no, no es algo por lo que debiera consultar en psiquiatría (por ahora), pero no me apetece buscar fotos de hombres semidesnudos, muchas gracias, más que nada porque estoy en la biblioteca y mi ordenador y su pantalla son como muy visibles. Y vale que tuve mis épocas desvergonzadas, como cuando estaba escribiendo e investigando para mi novela erótica y me ponía a buscar juguetes eróticos en clase y la gente de atrás me miraba con sonrisas pervertidas...pero eso tenía un propósito muy distinto. Además, no soy gran fan de la peli.

Como os decía, estoy en la biblioteca tratando de memorizar lo que voy a decir para el TFG. Muy divertido todo. Sobre todo porque en la biblioteca no dejan entrar con café y mi torrente sanguíneo, que ya es más de un 70% de café, está gritando desconsolado. No, es broma, me aburro simplemente y cuando me aburro pienso, y cuando pienso...pasan cosas malas. Como que recuerdo que mi tutor del TFG ha pasado de mí y me dijo que mi trabajo lo tenía confundido y cuando le he mandado el power point solo me ha dicho que no me pase del tiempo de hablar y todo irá bien. Bueno, lo último no es tan malo. Pero podía haberme dicho que me había quedado bonito. O sea, salen cadáveres, peor he puesto una rosa en cada diapositiva y me ha quedado monísima. Si pusiera el mismo cuidado en vestirme que pongo en las presentaciones de power point, mi madre estaría contentísima.

Por otra parte, me siento menopáusica. Podrían aclararse con el ajuste de la temperatura de la biblioteca. A ratos tengo frío y me pongo chaqueta, entonces tengo calor y me la quito...Así todo el rato. Paso más tiempo preocupada con mis capas de ropa que con lo que me tengo que estudiar.

Otra cosa importante de estar en biblioteca es que hay enchufes, o sea, electricidad a cargo de la universidad en la que puedo cargar el móvil o el ordenador. El problema se presenta cuando tengo ganas de hacer pis y tengo las cosas aquí enganchadas, que no puedo ir tan libremente como querría. Aunque supongo que es positivo en parte porque si no, correría el riesgo de pasarme más rato enredando por ahí que estudiando.

Que mala imagen que doy de mí misma a veces xD Con lo responsable que era yo en mis tiempos mozos, bueno, y aún lo soy supongo. Pero el cuerpo cada vez tiene menos aguante. Hay gente que lo nota con las borracheras y las resacas, y yo lo noto porque mi cerebro cada vez se cansa antes. Tendré que volver a neuro y decirles que me manden algo para prevenir la demencia. Porque ya lo intenté en psiquiatría para prevenir la locura y me dijeron que era demasiado tarde.

Pero bueno, estoy completamenta agotada. Llevo toda la semana sin dormir bien por motivos varios, pero uno viene a ser que el colchón y la almohada del piso están para el arrastre y duerma mucho o poco, me levanto peor que me acosté con un dolor de cabeza que me acompaña durante todo el día, es como el desodorante que no te abandona. Y yo sin ibuprofeno, que se me acabó, por suerte para mí trabajo (aunque sin cobrar, pero sí que paso mis horas) en un hospital y las enfermeras suelen ser majas y apiadarse de mí lo suficiente para darme una pastillita para la cabeza porque si no,  no se cómo aguantaría el día. Sí, tengo que pasar por la farmacia. Pero cuando salgo del hospital ya están cerradas las que me pillan de paso.

Oh, por si queréis estar al tanto de las novedades asiáticas de mi piso, os contaré la nueva evolución de los hechos. El Chino Sorpresa que había estado aquí viviendo con su padre en la habitación de una de las chinas que vive aquí, se fue el otro día (miércoles si no recuerdo mal). Y yo pues pensaba que ya habrían encontrado su propia casa y que pronto volvería la original, pero imaginaos mi sorpresa (o no, porque a estas alturas la verdad es que ya no me sorprende nada) cuando oigo llaves abriendo la puerta y me encuentro con....*redoble de tambores*... otra nueva chica de China. Esta tampoco sabía castellano, pero al menos sabía inglés y pudimos mantener una conversación. Ahora me río, pero la verdad es que en su momento estaba indignada y cabreada, esto parece el camarote de los Hermanos Marx versión Asiática. Cuanto, bastante literalmente, los días para que se acaben las prácticas y me pueda volver a Utiel. Quedarán todavía los ECOES, papeleos, cacademias...pero al menos estaré en mi casa y no tendré que compartir mi vivienda con hordas de personas desconocidas. Porque no creáis que me vengo a la biblioteca a estudiar por mi gran amor a las infraestructuras de la universidad, me vengo para evitar el jaleo del piso cuando hay invitados para comer y no puedo ni echarme una siesta. Y cómo necesito una siesta... no os lo imagináis. Podría dormir de pie en las prácticas. Y lo peor es que tampoco puedo doparme a café porque si no todavía duermo peor por las noches y se convierte en un círculo vicioso, así que tengo que aguantar mi sueño hasta el sábado por la noche que dormiré en mi casa y, espero, descansaré lo suficiente para que una noche de sueño me valga por el descanso de una semana entera. En general, suele ser así.

Y, ¿qué más? Pues la verdad es que no lo sé. Estoy deseando que pase el lunes, haber presentado el TFG y quitármelo de encima para poder ponerme a estudiar tranquilamente las cosas de la academia y de los ECOES. Y sé, la parte racional de mi mente sabe, que no debería tener ganas de quitarme una cosa de encima para poder estudiar, o sea, la gente normal piensa en descansar. Pero como esa es una posibilidad que a mí no se me va a presentar de momento, solo tengo ganas de poder empezar a tachar cosas de mi lista de tareas pendientes. Porque, en serio, cada fin de semana con la academia crece y yo no puedo dar más de mí en este momento. Podría en condiciones normales, pero no cuando estoy al borde del desvanecimiento por agotamiento (sí, soy muy dramática), así que espero quitarme lo del TFG, hacerle un hermoso tachón en la lista de cosas por hacer y ponerme a subrayar manuales como si no hubiera un mañana. Luego haré esquemas y tablas y cositas de esas que tanto nos gustan a los estudiantes y que yo hago con esfuerzo y pierdo con facilidad porque mi organización es considerablemente ineficaz en cuanto a almacenamiento. Y tengo dos simulacros por corregir. Lo sé, lo sé, qué fatalidad. No me digáis nada.

Por ahora mi mayor preocupación es presentar bien el TFG y, la segunda, decidir lo que me voy a poner, pero eso ya lo he solucionado, al menos lo he pensado mentalmente, luego veremos qué tal queda.

En fin, voy a ir terminando por aquí y a seguir con mis quehaceres queridos míos. Como siempre, suerte y ánimo con las torturas académicas de la vida!

2 comentarios:

  1. Hola Lau!
    Al fin se me hace el comentarte. Seguro las cosas se comienzan a poner pesadas. Yo he pasado las rotaciones que mas exigen, asi que tambien me pondré a estudiar como loca para mis examenes, y tambien hare mis tablitas y mapitas jaja.

    Te deseo mucho exito. Espero que te vaya bien en tu TFG, y los examenes, esos que nunca se acaban.

    PD. Ya he visto tu libro en amazon, y ya estoy ahorrando. :)))

    -TH-

    ResponderEliminar
  2. Jajaja hola Toppu!!! Sí el TFG me fue muy bien, me pusieron la máxima calificación (lo sabrás porque he hecho una entrada solo de eso xD) Gracias por ahorrar para mi libro, sé que es algo caro pero el precio lo pone la editorial yo no puedo hacer nada :/

    Mucha suerte y ánimo a ti también!

    Besos :)

    ResponderEliminar